Entradas

Mostrando entradas de 2019

HE VUELTO A RECONOCER MI CARA EN EL ESPEJO

Imagen
Después de una parálisis facial, la cara cambia mucho. Eso es lógico, pero también impactante: hay que pensar que otras personas mirarán con extrañeza (e incluso con rechazo) esa expresión distorsionada. Aunque quizás lo peor sea que la propia persona afectada no reconozca su imagen en el espejo.
En muchas ocasiones, la lesión del nervio facial se recupera sólo parcialmente y con secuelas. Es decir, los músculos no sólo están débiles en el lado afectado, sino que pueden encontrarse con una tensión excesiva y/o asociados entre sí de una manera anómala en gestos que no se pueden controlar.
Más de una vez en la consulta he escuchado a alguno de mis pacientes decir que, después de la infiltración con toxina botulínica, habían vuelto a reconocer su cara delante del espejo. Ese tipo de frase que implica alegría por parte de la persona que la pronuncia y satisfacción del profesional que la escucha.

www.clinicadermatologicainternacional.com